jueves, 18 de enero de 2007

De ella, en la noche

(De mucho gusto sigo teniendo necesidad de hablar con esta gente que me deja esperando con la Amadeus. El hallazgo de hoy: Jean Pierre Rampal en flauta para un concierto de Joan-Baptista Pla).
Hoy me acuerdo de ella (que está acá al lado), de la primera vez que salimos juntos en Buenos Aires, de cómo la dejé esperando tanto tiempo en aquel cine, de cómo me esperó. Sentí de vuelta la novedad de nuestro amor, hecho del gusto por hacer juntos cosas simples.
Paradojicamete, la canción que se me pegó hace ya varias horas habla de un “plantón”, un plantón que hace una mujer. Dice además que hay mujeres que te aferran y otras que te dejan contando estrellas en la noche; ella es de las primeras, y no falla. ¡Gracias!
While a cluster of night jars sang some songs out of tune... [*]
[*] “Mientras un racimo de night jars cantaba algunas canciones desafinadas”. La frase la tomo de la mentada canción. Y es muy curioso porque en este preciso momento que escribo la entrada está pasando sus primeras horas en casa el jilguero de mis padres (segundo pájaro en la casa) e improvisa algunos sonidos nocturnos.

4 comentarios:

E. G-Máiquez dijo...

Hear hear the song out of tune.

Juan Ignacio dijo...

O sea que el night jar es el mismo que el chotacabras gris. Admiro tu conocimiento acerca de las aves. Saludos.

mendigo dijo...

Me hablas un poco chino, saludos

Juan Ignacio dijo...

Vos ya me conocés...