lunes, 4 de diciembre de 2006

Adviento, primera parte, carácter esjatológico

Se me fue el domingo sin una entrada acerca del adviento (aunque las estampillas del sábado me salvaron, porque dieron un tono navideño), pero tengo pensado vivirlo con todo. El trabajo está demandante pero no voy a dejar que me aturda. Oración y confesión. Para que ese día no nos caiga de improviso (cfr Lc 21, 34).
Nota al día 6 de diciembre: he cambiado la palabra del título de acuerdo a la sugerencia de Sangre Azul.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Tiempo de Adviento. Tiempo de Esperanza. Saludos esperanzados.

Sangre Azul dijo...

El P. Castellani dice que hay que decir esjatológico, con "j" y a mí me parece bien, sin saber demasiado de teología ni de letras.

Juan Ignacio dijo...

Saludos esperanzados para vos también, Enrique.

Sangre Azul, interesante concepto para estudiar...