martes, 19 de abril de 2005

Tenemos un nuevo Papa

Siento una especie de emoción, aunque no sabría bien explicarla. Hace tiempo que me genera mucha admiración la figura del Papa, y sólo de uno tengo recuerdo conciente.

Del nuevo pontífice sólo vi una foto, que debe ser la primera de su papado (no anda bien Internet acá, sólo entré a La Nación, sino con gusto hubiera colgado un rato las botas para enterarme de más). Pero a veces las fotos dicen mucho. Aunque tampoco sabría decir bien qué me dijo. A Ratzinger lo vi emocionado. Sin duda esto es una carga para él, para Benedicto XVI. Y él es consciente de eso. Pero en su rostro no vislumbro eso, sino felicidad. Ganas de hacer lo que tiene que hacer, se podría decir. ¡Dios le dé sabiduría, fuerza, amor!

¡Qué sé y qué puedo decir yo sobre líneas de pensamiento! Mi nivel de conocimiento no me permite sino desordenados posts, dudosos y preguntones como los que ya hice.

Lo que pido (casi en broma) es buenas traducciones de las futuras encíclicas o enseñanzas. No sé cómo jugará el idioma alemán en la generación de las mismas (quizás no influya), pero de las traducciones de libros alemanes tengo experiencias de dificultad.

Mientras de a puchos armo esto, puedo acceder a Clarín y Vaticano. Y me tienta el análisis.

El artículo de las 14:10 de Clarín dice citando a Benedicto XVI: “Con la alegría de Cristo, el señor nos ayudará”. ¿Eh?

¿Y el “resucitado” dónde está? ¿Qué es la alegría de Cristo? Me permito entender que el nuevo Papa se refería a nuestra alegría en Cristo resucitado (nuestra alegría por Cristo que resucitó, digamos, ¿no?). Fíjense en el original:

En la alegría del Señor resucitado, confiados en su ayuda permanente, sigamos adelante. El Señor nos ayudará”.

Y agregó para finalizar: “María, su santísima Madre, está de nuestra parte”.
¡Viva Benedicto XVI!

1 comentario:

hjg dijo...

Alguien me hizo notar (no tengo la captura de pantalla ahora, pero doy fe) que los primeros titulares de Clarin decían: "En la línea de Cristo" (en lugar de la alegría
de Cristo -resucitado).